FORO DE SEGURIDAD PRIVADA
REGISTRATE PARA VER EL FORO COMPLETO
FORO DE SEGURIDAD PRIVADA
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

Ir abajo
jmvicus
jmvicus
.
.
vigilante vigilante : si
Fecha de nacimiento : 20/02/1982
Fecha de inscripción : 13/09/2008
Puntos : 102287 Reputación : 96
https://www.vscanarias.net

prensa nueva Con Franco vivíamos mejor

el Lun Feb 20, 2012 12:00 pm
Hace meses expliqué en un artículo que el único proyecto unitario del PP era llegar al poder y exterminar electoralmente al PSOE. Quizás estaba equivocado, porque su objetivo es legitimar al franquismo.

Muchas veces, cuando uno habla de Franco, corre el riesgo de caer en la demagogia histórica y parecer ayuno de argumentos. Pero no siempre es fruto de la pereza intelectual el recurrir al pasado para encontrar las raíces que expliquen lo que sucede en el presente. Y esto mismo es lo que se puede aplicar cuando hablamos del actual Gobierno, el cual ha entrado en la Moncloa como un elefante en una chatarrería y no solamente va camino de hacer "centristas" y moderados a los gobiernos de Aznar, sino que con la prometida reforma laboral ya ha legitimado hasta la figura de Franco en clave obrera: después de que hoy entre en vigor la nueva ley no mienten quien defienda que con Franco los trabajadores tenían mejores condiciones y derechos más consolidados.

Todo lo que podamos explicar de la reforma para el desempleo se puede resumir en el siguiente eslogan: todo el poder para el empresario sin apuros, ninguna solución para el autónomo y el que esté a punto de cerrar. Regado, claro está, con la sangría de los derechos del trabajador el cual se queda ante la mayor indefensión laboral de toda la historia moderna de España. Creo que en la época de la revolución industrial o de los jornaleros agrarios del siglo XIX existían peores condiciones en el trabajo, pero desde que en España existe memoria de ser un país del primer mundo, nunca se había atrevido ningún gobierno, ni siquiera los franquistas, a perpetrar semejante ataque a los derechos laborales. ¿Cuál es el problema? Que lo peor está por llegar después de las andaluzas, porque tenemos un Gobierno que no solamente le cuenta a los extranjeros lo que van a hacernos antes que a nosotros, sino que tienen como prioridad la victoria de Javier Arenas antes que dar la cara ante el Parlamento de todos los españoles.

Es evidente que los medios de la derecha aplauden y cierran filas en torno a esta reforma laboral que su simple adjetivación es un insulto para la inteligencia de cualquier ciudadano medio alfabetizado. Por no hablar del preámbulo de la ley que recomiendo no leer a los obreros propensos a la alta tensión. Pero toda esta justificación mediática no solamente se explica por al carácter servicial de unos periodistas que pretenden ser ahora los que recojan las subvenciones que la derecha le ha quitado a los sindicatos, sino también por ese fondo anti obrero que siguen teniendo muchos conservadores y que siempre han sacado a pasear en cuanto estaban entre amigos y con dos copas de más: fuera los sindicatos, los trabajadores viven mejor que los empresarios y, por supuesto, España necesita que vuelva otro Franco chiquitito y con dos cojones. Estos 3 ejes son el pensamiento motriz de la mayoría de dirigentes y muchos votantes del Partido Popular. Y a los hechos me remito: la derecha solamente ha respetado la democracia cuando le ha convenido.

Sería absurdo, empero, perdernos simplemente en el hurto de derechos laborales que a partir de ahora vamos a sufrir todos los españoles. La contra reforma del PP va mucho más allá y esperan el respaldo definitivo en las elecciones andaluzas. Si Arenas consigue llegar a la Junta, el proyecto involucionista de la derecha llegará a su verdadero punto de partida: el desmantelamiento de todo nuestro estado del bienestar. Lo sucedido hasta ahora sería un aperitivo para abrir boca y comprobar el grado de sumisión de la sociedad nacional. La derecha lo ha pasado tan mal estos 7 años lejos del poder que no han dudado en subirse a los lomos de los millones de parados a los que han engañado, estafado y, desde luego, desmoralizado para que ante todo lo que está sucediendo sigan de rodillas esperando a que Rajoy derrame sobre ellos el cuerno de la abundancia laboral. Aquí se está implantando la idea de que para salir de esta crisis debemos de renunciar a nuestra dignidad como ciudadanos y como españoles. Y lamentablemente muchos parados con familias a las que mantener están dispuestos a aceptar tal humillación.

Nadie ha dicho que sea fácil luchar contra la estructura laboral que tenemos con un paro camino de ser crónico y, desde luego, estructural. Pero existe una máxima que nadie se atreve a decir abiertamente o, por lo menos, a defenderla por encima de todas las cosas: si la economía no crece será imposible crear un solo puesto de trabajo. Podremos fluctuar en torno a los 300.000 empleos de más o de menos, dependiendo la estación del año, pero salir de este pozo de desesperanza y desesperación, ni con la precariedad laboral a la que nos ha sometido el PP se va a conseguir.

Y todo esto pasa por algo que tiene su principio en Angela Merkel y su fin en Mariano Rajoy. No hay más que mirar a Grecia para darnos cuenta como llevamos más de 2 años con el mismo problema, presentando cada ajuste como la decisión final, y su situación no hace más que empeorar, por culpa de unos políticos que es verdad que falsificaron sus cuentas soberanas pero que ahora siguen sin tener el coraje de defender su soberanía y marcharse del Euro para reconstruir su propio país.

Mientras aquí en España transitamos por el camino económico que nos dicta Alemania y por la senda social y moral que nos dictaba el franquismo. La cuestión es que Rajoy tanto en la oposición como en el Gobierno sigue sin dar un palo al agua porque desde su nombramiento como sucesor hasta su llegada a la Moncloa siempre se lo han dado todo hecho. Dicen que sacar las oposiciones a registrador de la propiedad es algo sólo al alcance de mentes privilegiadas. Siendo esto así, está claro que Mariano hizo ese esfuerzo y ahí se dejó todo lo que llevaba dentro, como las folclóricas. Lo malo es que el futuro que nos ofrece solamente se puede musicar con aquel pena//penita,pena// pena de mi corazón//que me corre por las venas//con la fuerza de un ciclón.

http://www.estadodelanacion.es



Con Franco vivíamos mejor Irarri11
Volver arriba
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.